Magnin Oliver, Oscar

Uruguay, 1899 – ?

magnin

Criado en una familia de artesanos, Oscar Magnin (también conocido como Parodi y Moyano) se desarrolló como obrero de la madera. En 1919 se afilió al Partido Socialista uruguayo, en 1921 al Partido Comunista de Uruguay (PCU) y entre 1931-1932 fue miembro del Comité Provincial del Partido Comunista argentino en Buenos Aires.

Entre sus cargos y tareas destacan: miembro de la delegación argentina en la I Conferencia Internacional de obreros de frigoríficos (Montevideo, mayo de 1930), organizador junto a Luís Guralsky de la Conferencia del Partido Comunista chileno (Chile, 1933), responsable del trabajo sindical (1933-1934), miembro del Buró Político (1935-1936) y secretario (1935-1936) del Comité Central del Partido Comunista Argentino, participante en la III Conferencia de los Partidos Comunistas de América del Sur y del Caribe (Moscú, 1934), delegado en el VII Congreso de la Comintern (Moscú, 1935). .

En 1934, un grupo de agentes de la Sección Especial contra el Comunismo (organizada por el dictador Uriburu) le detuvo durante una sesión plenaria del Comité Nacional de Unidad Sindical Clasista junto a Miguel Contreras (secretario de la Confederación Sindical Latinoamericana), Florindo Moretti (dirigente de la Oposición Sindical Revolucionaria de ferroviarios), J.S. Audano (concejal comunista de Rosario) y una treintena de obreros sindicalistas de Buenos Aires, Rosario y Córdoba.

En julio de 1936, fue nuevamente detenido y encarcelado en Buenos Aires. Finalmente, en 1938 llegó a España y se puso a disposición del Partido Comunista como miembro del ejército de tierra. Gracias a una entrevista del periódico Justicia, órgano de propaganda del PCU, del 21 de abril de 1939sabemos que “el camarada Magnin” salió de España en la segunda quincena de febrero, cuando Cataluña estaba cayendo bajo el franquismo. Ante la pregunta de qué tarea ha desempañado en España responde: “Por espacio de dos años he trabajado en tareas de guerra, que se me han asignado, en el campo político y sindical”. De aquí se deduce que su labor fundamental fue, seguramente, la de comisario político. Es llamativo que cuando se alude a las causas por las que el pueblo español aún tiene confianza en ganar la guerra se aluda entre las primeras a “En un intenso trabajo político en el ejército por parte del Comisariado para templar el espíritu y fortalecer la capacidad de resistencia delos soldados ante la próxima ofensiva de los invasores. También en la instrucción y capacitación acelerada de los nuevos hombres incorporados”. Aunque indirectamente parece que Magnin está describiendo con estas palabras su labor en España.

Entrevista-a-Magnin-_-Justicia_web

Vemos en esta entrevista a un político de partido, con buena oratoria, y fiel seguidor y reproductor de la doctrina del PCU en relación a España. Así los comunistas son presentados como los más organizados tanto en el combate como en la retaguardia: “El Partido Comunista como la fuerza política más organizada, y más activa realizando en todas partes, frente y retaguardia, un intenso trabajo de unidad en relación con todas las tareas de organizar la resistencia. Al mismo tiempo trayendo sus cuadros evacuados de Cataluña a la zona central a ocupar sus puestos de lucha”. El pueblo español, incluso en los momentos finales con la caída de Cataluña, tendría una firme “voluntad de resistir”, demostrada en innumerables rasgos que se enuncian: la confianza y la seguridad del gobierno del Dr. Negrín en continuar la lucha, fervor con el que los nuevos reclutas van al combate, organización del trabajo en las fábricas de guerra, en la gran actividad en el campo con la cosecha del trigo y del arroz organizada por los sindicatos agrícolas, en el plano político con el fortalecimiento de la unidad el Frente Popular “no siempre bien comprendida por algunas secciones locales de partidos y organizaciones” o con el trabajo juvenil de la retaguardia.

Respecto a la Junta de Casado y Besteiro su posición es la del partido, igualmente desarrollada por otros comunistas uruguayos que también realizaron labores políticas durante la guerra, como Lazarraga, en este mismo diario unos meses más adelante. Casado y Besteiro serían traidores, “agentes de los gobiernos reaccionarios de Francia e Inglaterra, han realizado esta traición para quebrar la firmeza de un pueblo que ningún revés había roto…”.

Dice que en su paso por Francia pudo entrar en contacto “con varios camaradas que habían traspasado la frontera de Cataluña con los refugiados y con el ejército y que habían estado en los campos de concentración”. Todos ellos le habrían informado de la horrible situación que estarían pasando los 400 mil refugiados en todos los órdenes. Pero de ahí también se deduce que su salida de España y traslado a Uruguay a finales de febrero de 1939 fue rápido, sin pasar por los campos de concentración, quizás por su destacado papel en el partido.

Tras esta entrevista de 1939 poco más sabemos del “camarada Magnin” y de su desempeño en la vida política uruguaya.

____

Referencias bibliográficas

Baumanm, G. G. (1997) Los voluntarios latinoamericanos en la guerra civil española: en las Brigadas Internacionales, las milicias, la retaguardia y el Ejército Popular. Costa Rica: Guayacán. p. 334.

Jeifets, V. & Jeifets, L. (2015) América Latina en la Internacional Comunista 1919-1943. Santiago de Chile: Ariadna Ediciones.

Anuncios